Personalidades geométricas

En esta vida se encuentra uno con personas desde rectilíneas hasta fractales, pasando por hipotenusos.

Los rectilíneos creen que la vida es tan simple como ir de un punto a otro.

Los exponenciales creen que el dinero o éxito llega simplemente de la noche a la mañana.

Los circulares se la viven repitiéndose, a veces en círculos viciosos, con suerte en virtuosos.

Los hiperbólicos no sólo exageran todo, sino que siempre lo hacen por partida doble.

Los polígonos siempre ven la vida desde muy diversos ángulos.

Los fractales son muy sinceros ya que dan la misma imagen de lejos que de cerca.

Los hipotenusos son los que no pueden vivir sin compararse con los vecinos catetos.

Los topológicos siempre tienen hecho nudo sus sentimientos.

Los parabólicos por más que se levantan moralmente terminan cayendo por fuerza de gravedad.